Casos de éxito: René Escobar

En algún momento he pensado que Latinoamérica necesita de grandes líderes. René Escobar es uno de ellos.

Actualmente vemos que una bandera de cambio se cierne sobre América Latina. Vemos alternancia de poder en Venezuela, Argentina, posiblemente en Brasil. Ese capital político que tuvieron hombres como Lula da Silva, Hugo Chávez o José Mujica está cambiando. Vemos que la población de los países al sur de América requieren y necesitan otros derroteros.

A excepción de Uruguay, todos los demás países de izquierda están dando un giro hacia la derecha. No es casualidad, el contexto internacional es inestable, además que las situaciones internas de cada nación abonan que la sociedad esté inquieta, sea más participativa y se informe mejor sobre lo que acontece a nivel nacional.

Vemos, incluso, que Canadá ha dado un giro político, eligiendo a Justin Trudeau como líder del país. De ser un país con un liderazgo conservador, pasan a ser una nación con una imagen fresca, renovada, integradora, conciliadora y pragmática. ¿Qué le sucede a nuestro continente?, ¿estamos ante un cambio “normal” o estamos en la antesala de un movimiento de poder más grande?

Por todo el orbe vemos que la situación internacional se agita. No es de mirarse de lado, debemos estar atentos ante los cambios que soplan por todo el mundo. Es en este contexto que surge el nombre de René Escobar.

Incluso a nivel deportivo, como deportista ha sobresalido. Los deportes nos marcan como seres humanos, nos dejan entrever de qué somos capaces y hacia dónde vamos. Los deportes generan hermandad y nos familiarizan con la idea de la cooperación. Tener un líder que conozca las entrañas de lo fiscal y que le apasione ser un ganador en los deportes, sin duda alguna, nos convertirá en la nación a la que todos aspiramos o, como lo planteaba Alfonso Reyes, tendremos al alcance de la mano a la democracia que, como modelo, nos han venido a vender distintos arquetipos de poder.

En un tono menos filosófico, pero no menos prometedor, podemos afirmar que René Escobar será uno de los líderes a los cuales mirar a futuro. No sólo goza de prestigio y triunfos, sino de una sólida formación profesional y humana, características poco comunes en personas de su exquisito trato. Cuando miremos por partes el pasado, nos daremos cuenta que entre los nombres de los que se hablará de América Latina, veremos que a lado de personajes influyentes aparecerá el de René, inscrito para la historia como un prócer de la patria.